Conoce las últimas tendencias en el mercado electrónico y móvil

El lento crecimiento de los dispositivos moviles en el comercio electrónico.

Dada la gran tendencia que existe en el emprendedor a desarrollar un negocio de comercio electrónico, es interesante destacar algunos datos de la evolución en el sector. Y concretamente en el mcommerce (comercio a través de dispositivos móviles).

Según el Estudio B2C 2014 (edición 2015) | ONTSI, “el comercio electrónico B2C en España ha seguido creciendo en este año. La cifra estimada del volumen total del sector es de 16.259 millones de euros, lo que supone un incremento respecto a 2013 del 11,3%, frente a un incremento del 18% el año anterior.”

El ecommerce sigue en crecimiento, aunque a menor ritmo que en años anteriores. Pero, en concreto ¿qué ocurre con la venta desde el movil?.

Las ventas del comercio electrónico a través de dispositivo movil parecen tener una tendencia de ligero crecimiento, aunque no acabamos de ver un claro detonante en él: “el 17,8% de los entrevistados manifiesta que ha realizado alguna compra o contratación de productos y servicios online a través de dispositivos móviles (teléfonos o tabletas) en los últimos 12 meses.” Además, se preguntó a los encuestados: “Habitualmente, ¿desde dónde realiza sus compras por internet?”. Y mediante respuesta múltiple en tres opciones: Hogar, Trabajo, Movilidad o Ns/Nc., tan solo el 10,2% del total de los internautas encuestados reconoció hacerlo desde un dispositivo movil.

¿Cuáles son los aspectos que se han detectado como condicionantes para un no tan rápido incremento del mcommerce?. Entre otros, destaca la adaptación de las webs a la experiencia móvil. Es decir, que una mayor experiencia del usuario es y será el condicionante esencial para que el cliente incremente sus compras por móvil.

Según el último Informe Evolución y Perspectivas Ecommerce 2015, hasta un 58% (frente al 53% de 2013) de los eCommerce encuestados dice tener una web adaptada a móvil. Un 32% no la tiene adaptada, pero se plantea hacerlo en el futuro. Y un 10% de negocios que no tienen programado hacerlo.

Además en el estudio del ONTSI se destaca cómo  “los usuarios de estos dispositivos no se mostraban totalmente satisfechos con la calidad y prestaciones de las versiones móviles de las páginas web de compra que suelen utilizar, quejándose sobre todo de su dificultad o lentitud de navegación, de que no contiene las mismas prestaciones que la página convencional y de problemas para su visualización”. Aunque la aparición los smartphones con pantallas más grandes y phablets está minimizando estos handicaps.

Pese a que los responsables de las tiendas online son cada vez más conscientes de la importancia de este canal, tanto en la navegación como en la venta. Es obvio que aún queda trabajo por hacer en la adaptación del canal móvil a las exigencias de experiencia de compra de los usuarios.