Estudio Brand Tracking. Qué es y cuándo aplicarlo

¿Sabes qué es un estudio Brand Tracking? Comencemos hablando de lo que es una marca. Una marca es un nombre, término, signo, símbolo o diseño, o una combinación de ellos destinados a identificar los productos y servicios de un vendedor o grupo de vendedores y diferenciarlos de los de la competencia. Una marca es la percepción de tu empresa de los productos/servicios que ofreces a los clientes actuales y potenciales.

Para los clientes la marca sirve como identificación o símbolo de los productos y servicios con lo que los clientes pueden sentirse identificados o no. 

Para las empresas, es una oportunidad para crear, recrear, aumentar la visibilidad y revisar las tendencias de la cuota de mercado, para ello recurren a un estudio Brand Tracking.

¿Qué es un estudio Brand Tracking?

Es una técnica de investigación de la estrategia de marca. Al hacer un seguimiento de tu marca puedes supervisar la salud del panorama competitivo, obtener información que facilite la toma de decisiones de tu equipo de marketing y facilitar la toma de decisiones empresariales. De este modo, se podrá conocer la eficacia de las distintas campañas de mercado.

El objetivo de una investigación de marca a través de un estudio Brand Tracking es controlar la salud de la marca. Diseñarlo requiere tomar decisiones relacionadas con lo que se va a rastrear, cuándo hacerlo, a quién incluir y cómo interpretar los resultados.

https://drive.google.com/file/d/1WqDrjrfeuZtFPZ3dNZCJt0xwsERImJxy/view?usp=sharing

Cada marca se enfrenta a problemas diferentes, lo que a menudo requiere encuestas de seguimiento personalizadas. No obstante, es importante medir elementos como el uso, actitudes hacia la marca, percepciones e intención de compra en los estudios de seguimiento de marcas.

Hay que empezar a dar seguimiento a  métricas como la del recuerdo y reconocimiento de la marca. Son diferentes indicadores de la fuerza que tiene la competencia en la mente de los consumidores.

Es más probable que se tenga en cuenta una marca que viene primero a la mente en determinadas situaciones que otra que sólo es reconocida.

Es importante también medir el uso a través de la recurrencia, la frecuencia de uso y el gasto total en la marca y la categoría de producto.

Estas métricas de seguimiento de la marca nos informan sobre el comportamiento de compra y las preferencias del consumidor, y también son indicadores de la cuota de mercado.

Solemos captar las actitudes y percepciones de las marcas mediante preguntas relacionadas con las asociaciones que los consumidores desarrollan a través de su experiencia con la marca y la exposición a los mensajes de posicionamiento de las campañas de marketing.

Muchas asociaciones de marca suelen ser creencias sobre atributos y beneficios relacionados con el producto. Sin embargo, las asociaciones también incluyen beneficios simbólicos y no relacionados con el producto. 

Estas asociaciones, así como las relacionadas con el precio y el valor, son fuentes importantes de valor de marca y deberían formar parte de un estudio Brand Tracking.

Conoce más sobre las características de una encuesta de imagen de marca.

 

¿Con qué frecuencia se debe hacer un estudio Brand Tracking?

Los estudios de seguimiento de marca suelen implicar la recolección de datos cuantitativos de los consumidores de forma periódica. Una forma de hacerlo es recoger información de forma continua a través de encuestas online.

Esta clase de estudios te dará una imagen más representativa de la posición de tu marca en la mente de los consumidores y frente a los competidores. Sin embargo, este tipo de seguimiento de la marca puede no ser factible debido a las limitaciones de presupuesto y recursos.

Si el seguimiento continuo no es factible para una organización, puedes hacerlo de manera trimestral, semestral, incluso anual. Este enfoque puede ser igualmente eficaz, dependiendo de la rapidez con la que evolucione el sector.

A la hora de determinar la frecuencia de la recolección de datos para un estudio Brand Tracking, debes tener en cuenta lo siguiente:  

  • Frecuencia de compra del producto: Por ejemplo, los bienes duraderos con ciclos de compra largos pueden ser objeto de un seguimiento menos frecuente. 
  • Actividad de marketing en la categoría de productos: Una categoría en la que las marcas lanzan constantemente programas de marketing y promociones requiere un seguimiento más frecuente. 
  • Nivel de la competencia en la categoría de productos: Las categorías de productos muy competitivas, en las que los nuevos productos y los competidores intentan entrar constantemente, deben ser objeto de un seguimiento regular. 
  • Estabilidad de las asociaciones de marca: Las marcas con una imagen establecida que no cambian rápidamente con el tiempo, pueden permitirse un seguimiento de marca menos frecuente.

A menudo se realizan estudios Brand Tracking con los clientes actuales. Sin embargo, dar seguimiento a los que no son usuarios de la marca puede resultar muy valioso. Puede servir de apoyo al desarrollo de la estrategia de adquisición y penetración en el mercado en busca del crecimiento del negocio e incluso conocer más de la competencia.

Haz un estudio Brand Tracking y determina cómo está tu marca para hacer los ajustes. En un mundo ideal, querríamos que toda marca tuviera el compromiso y lealtad de sus clientes, pero a medida que surgen nuevos competidores, cambia la experiencia del cliente y cambia la percepción del consumidor, por eso es importante dedicar tiempo a crear una estrategia de marca que se mantenga a la vanguardia. 

Mide el valor de tu marca a través de un estudio Brand Tracking, en QuestionPro contamos con las herramientas para lograrlo. Conoce más de nuestra plataforma solicitando una demostración ¡ahora!