¿Cuál es la cantidad ideal de preguntas para una encuesta?

Si estás considerando el número ideal de preguntas para una encuesta, la respuesta a esta pregunta es: entre menos, mejor.

Mantener tu encuesta corta es fundamental, y es un reto para quienes planean recopilar la mejor y la más precisa información con sus preguntas.

Considera que las preguntas bien hechas, con pocas palabras, normalmente no le cuestan trabajo los encuestados. Pero si encuentran pregunta, tras pregunta, hoja tras hoja, etc, etc., los encuestados tienden a perder el hilo de la encuesta y se limitarán a responder por responder, lo cual traerá como consecuencia resultados incorrectos y evidentemente, esto no es lo que estás  buscando.

Checa las desventajas de utilizar encuestas largas en investigación.

 

¿Cómo deben ser las preguntas para una encuesta?

Al crear una encuesta en línea, necesitas hacerla lo necesariamente larga para obtener los datos que realmente necesitas. En cualquier caso, si la encuesta es demasiado extensa, los encuestados no estarán muy felices de responderla. Por lo tanto, la longitud de tu estudio debe estar programado con precisión.

En realidad, no existe una respuesta correcta cuando se trata de la cantidad de preguntas que tu encuesta debe tener. Sea como sea, hay algunas variables que debes considerar.

Por ejemplo, cada encuesta debe tener un objetivo, la forma ideal de hacer tu encuesta del tamaño ideal es teniendo una meta clara de lo que quieres alcanzar con esta. En caso de que te encuentres tratando de obtener datos generales sobre tu negocio, existe una variedad de preguntas que necesitas realizar para obtener lo que estás buscando. Checa estas 5 preguntas que te debes hacer para una investigación de mercados.

Antes de que realices tu estudio, asegúrate de haber pensado en tus objetivos. Reconocer lo que necesitas o quieres alcanzar te mantendrá centrado. Esto te ayudará a evitar realizar preguntas para una encuesta que sean inútiles o sin importancia, y que podrían decepcionar o molestar a tus encuestados y hacer que renuncien a la encuesta antes de terminarla.

Así que en lugar de ejecutar una encuesta para saber si a los clientes les gusta tu negocio, elige una meta más objetiva. Podrías realizar una encuesta con preguntas únicamente enfocadas en saber cuales son las características que a tus clientes no le satisfacen de tu producto o servicio.

Por ejemplo, un fabricante de automóviles necesita crecer su línea de productos actual para incorporar nuevas características. El tiene un par de ideas sobre las cosas que puede ofrecer, como por ejemplo, mejor sistema de audio, mejores asientos, eficiencia de combustible, nuevas características de seguridad, etc. Pero primero, el fabricante necesita saber si a sus clientes le interesa esto…

Y por esta razón, el fabricante decide crear una encuesta online.

El motivo de su encuesta es saber cuales son las características que a los clientes existentes les interesaría más de los mencionado anteriormente.

El objetivo es reconocer cual es el beneficio que su organización debe considerar y a través de la retroalimentación obtenida saber dónde es que el debe invertir su tiempo y dinero. El fabricante debe asegurarse de que la información de la encuesta lo guíe a lo que debe hacer, de ahí la importancia de la selección de preguntas para una encuesta.

Te invito a leer: El papel de las encuestas online en la toma de decisiones.

¿Qué clase de datos estoy buscando?

Es importante tomarte el tiempo para considerar qué clase de información debes buscar y si tienes la capacidad de llevar un seguimiento de la información que encuentres.

En el caso del fabricante de automóviles, él está buscando retroalimentación sólida de sus clientes actuales.

Es por eso que se puede crear una encuesta basada en preguntas que le permitan a los clientes seleccionar cualquier característica extra que les gustaría que su automóvil tenga. (Obviamente el fabricante de automóviles también debe asegurarse de integrar es espacio que le permita escribir otra opción a los encuestados).

Sin embargo, podemos imaginar que se necesitarán más datos, como por ejemplo, sobre la probabilidad de que los clientes utilicen esta nueva característica, o qué tipos de proyectos, asumiendo que hay, tienen que estar en la prioridad de la lista.

Este tipo de datos pueden darle al fabricante de automóviles un conocimiento más prominente de lo que sus clientes realmente necesitan frente a las características que realmente requieren.

Te recomiendo también leer: ¿Realmente conoces las necesidades del cliente? Investiga y rompe paradigmas.

Para obtener este tipo de información, es mejor realizar preguntas para una encuesta que estén más desarrolladas, preguntas con escalas, preguntas de “arrastrar y soltar,” etc., para conocer la probabilidad que los clientes tienen de utilizar las nuevas características y así, con las respuestas poder priorizarlas en un primero, segundo y tercer lugar.

No confundas a los encuestados

Si quieres tener buenos resultados, las preguntas de tus encuestas no deben ser engañosas, o ser de doble sentido. Los encuestados estarán más dispuestos a responder con honestidad si se sienten cómodos con las preguntas.

Si quieres optimizar el número de preguntas que deseas preguntar, sin cansar a tus encuestados, únicamente intenta simplificar las preguntas.

¿Cómo escribir preguntas para encuestas? Existe la posibilidad de que tus clientes necesiten volver a leer o examinar las preguntas, ya que éstas están confusas o los encuestados simplemente no la entienden, la simplificación de las preguntas te ayudará a ahorrar tiempo. Para mantener tus preguntas claras no utilices palabras confusas o de doble sentido.

Si los encuestados tienen que pensar mucho la respuesta de una pregunta, o las preguntas para una encuesta son muy complicadas perderás tiempo, así que te recomiendo mantener tus preguntas lo más simples que se puedan. Existen situaciones en las que múltiples preguntas encajan en un formato similar, considera agrupar estas para facilitar el momento en el que los encuestados tengan que responderlas.

Es más, si muchas de tus preguntas son similares, considera seriamente reunirlas para obtener la mayor cantidad de datos en menor tiempo. Por ejemplo, en lugar de preguntar: “¿Está satisfecho con la facilidad de uso de nuestra página web? Y ¿Está satisfecho con nuestras alternativas de beneficios para el cliente?,” básicamente puedes preguntar: “Califica el nivel de satisfacción que tienes con las diferentes partes de nuestro servicio.” Esto te permitirá obtener datos similares sin obligar a los encuestados a leer varias preguntas distintas.

El tiempo de la encuesta es importante

Cuando tienes una meta razonable como prioridad, tienes que averiguar cómo debes ajustarte para obtener los datos que necesitas utilizando la menor cantidad de preguntas que sea posible.

Un buen límite de preguntas para una encuesta puede ser 10 preguntas o menos, particularmente cuando utilizamos preguntas complejas, (por ejemplo, una pregunta de opción múltiple que le pide a los encuestados que califiquen varias opciones o las preguntas abiertas).

La longitud en tiempo de tu encuesta debe ser aproximadamente 5 minutos. Y sin problema puedes lograr esto, esta longitud de tiempo puede alcanzarse con 10 preguntas o menos.

Si necesitas realizar encuestas de más de 10 preguntas y que duren más de 10 minutos, considera ofrecerle a tus encuestados algo que los motive, como un incentivo. Los regalos como tarjetas o cupones de descuento pueden ser de mucha ayuda.

Si vas a llevar a cabo algún proyecto de investigación, no dudes en contactarnos, tenemos múltiples herramientas que te serán de gran ayuda.

Por último te invito que leas: Consejos a seguir antes de crear una encuesta online.